Lunes, 05 Septiembre 2016 12:24

Prácticas Irresponsables y Aberrantes

Escrito por 

En qué momento perdimos la decencia? Si la hubo, urge recuperarla, aun sea una parte, para no seguiren estapésima modorra que nos coloca en una inercia que nos hace dañoy nos lacera todo el cuerpo, despertando día tras día en un letargode un pesado fardo que nos ancla y nos acogota en un juego sin sentido yde movimiento tosco.

Los actores más visiblesde la sociedad, sobre todo, una parte de la elite políticase regodea de su tigueraje, truculencia y trapisonda. El pudorestá tan ausente que niegan su propia firma: creanlas leyes, y leyesespeciales para ellos.Pareceríauna sociedadde locos, pues nose entiende la creación de leyes para entes, personasdiferentes en una misma sociedad. Las leyes son para todos yde alcance universalen un mismo Estado.

La políticaquees una partede la vida socialse ha superpuesto,se ha construido sobre la base de una arquitectura, a toda la sociedad. Ella, ora por complicidad, por miedo, por indiferencia,se ha acomodado al juegode la mentira yde lafaltade honor. Laéticanoexiste para ellos en el campode la política.

Se burlan, entonces, buscando los mecanismos, los atajos más inverosímiles para alcanzar sus fines particulares, corporativos, en detrimentodel conjunto de la sociedad. El egocentrismo másdesaforado, más abyecto, másdesvergonzado, en surazóndeser. Es lo quevemosa diario con las actuaciones y discusionesde losactores, protagonistasde esta encarnizada fiebrede la apariencia, del simulacro y elespectáculo.

El casode las Regidorasde Santiago y su Partido, el Reformista. Tratan de cumplirla cuotade género del 33 por ciento que exige la Ley 275-97, sabiendo de antemano que van arenunciar para dar pasoa dos hombres. Cumplieroncon la Leyy su actuación posterior no alcanzasanción por parte del órgano electorala partirde la aplicaciónde la misma. Legalmente, dirían ellos, no hay nada que hacer. ¡Todo consumado en lafaltade decencia!

Lo mismo ocurriócon el casode los sorteos para los ingenieros yarquitectos en las construccionesde lasescuelas en la OISOE. ¡Una iniciativa loable, noble! Luego, sabríamos todo el hedor, la fetidez queseestaba produciendo enese mundo de “creatividad e innovación sin límites” para seguir robando.Una delincuencia política que ha diseñado el Estado para hacerdesde éllos negocios de extracciónde capital más violentos y despiadados. ¡Allí la rentabilidad es absoluta y el riesgode “inversión” es bajo! Ni el narcotráfico compite con la elite política en el poder.

El caso de los aumentos de los Senadores, más específicamente, es algo inaudito, insólito, pues son los que hacen las leyes y portanto, los quese supone que deben más conocerlas y respetarlas. Alegan que lo han hechoa la luzde la Ley 105-13, la leyde salarios, en su Artículo 12. Nada más falso. El Artículo 12 solo aludea la escalade remuneracionesqueestablece lo siguiente: “Presidente de la República, hasta RD$450,000; Presidente del Senado, Presidente de la Cámara de Diputados, Presidente de la Suprema Corte de Justicia y el Presidente del Tribunal Constitucional , hasta RD$400,000. Vicepresidente (a) de la República, hasta RD$400,000…”.

La Ley 105-13 no lo ampara, muy por el contrario, violan los artículos 5, numeral 1, que dice “PRINCIPIOSDE EQUIDAD. Principiogeneral del derecho mediante el cualse establece la aplicaciónde las normas y procedimientosestablecidosen la presente leyde manera justa, a todos los servidores públicos, descartando cualquier excepciónde manera exclusiva en ella”. Numeral 5: PRINCPIOS DE EQUILIBRIO “La políticasalarial debeestar orientadaal logrode competencias, motivación y compromiso por partede los servidores públicos”. El Artículo 13 ESCALA SALARIAL de los poderes, órganos y entes constitucionales del Estado, de manera específica, su único PARRAFO “Las resoluciones deregulación y escala salarial que dicten los poderes, entidades y órganos del Estado establecidos en este artículo, podrá tomar como referencia el reglamento salarial que al efecto dicte el Presidentede la República para los entes y órganos dependientes del Poder Ejecutivo”.Sucedeque atres añosde la referida Ley no ha sido promulgado el reglamento.

El Artículo 17 REVISIONDEESCALASALARIAL bianual, queestablece “El Ministerio de la Administración Pública, queda facultado para revisar cada dos años y actualizar, si procede, las escalas salariales establecidasde los entes y órganos dependientes o vinculados…” y en su único PARRAFO, señala “El Senado de la República, la Cámara de Diputados, el Poder Judicial, y losdemás órganos y entesde origen constitucional, así como los entes que conforman la Administración local, revisarán y actualizarán los salarios de sus funcionarios y empleados, observando lo estipuladoeneste artículo y las escalas establecidas por el Ministeriode Administración Pública”. Violan la Ley Orgánica de la Administración Pública No.247-12, numeral 9 PRINCIPIOS DE RESPONSABILIDAD FISCAL DE LA ORGANIZACIÓN.

En el Senado, el 87.5% de los senadores fueron reelectos, que nos dice, en consecuencia, que legislaron para su propiobeneficio, contraviniendo el Artículo 140 de la Constitución.¿Por qué no lo dejaron para el nuevo Presupuesto del 2017 quees comose estila y en cambio a los empleados del Congreso no le aumentaron ahora sino para el nuevo presupuesto? Porque sabíanlo del Artículo 140, pero la realidad, los hechos,le hicieronuna mala jugada: 87.5%son reelectos. Si en cambio, la mayoríafueran nuevos, la decisión hubiese sido legal aunque no legítima ni mucho menos ética. Se hizo en una transición, en una oscuridad y con una velocidaddel cálculo frío que infiere el poco ejercicio ético y la faltade decencia.

La Leyde FunciónPública 41-08 en suartículo 4, numeral 1, nos ejemplifica el alcance del Estado. Por ello, hay que observar, a la luzde la objetividad yde un sano proceder que coadyuvea una mejor calidad institucional, el Artículo 31de la referida Ley “La Secretaría de Administración Públicadiseñará las propuestasde políticas salariales del sectorpúblico y las elevaráa través del Presidente de la República al Consejode Gobierno para su consideración”.

En los últimos 4 años y a pesar de tener la Ley 105-13 que trae en su vientre la necesidadde evitar el profundo desorden y la enorme desigualdad salarial, estos se han agudizado y los nivelesde diferencia en salarios de la Administración Pública se han oligarquizado aún más.RD$250,000 pesos que ganaban lossenadoresequivalían a 48.8 empleados públicos con el salario mínimo que son RD$5,117 pesos. Ahora, la desigualdad será 62.53, es decir, con el salario basede un senador le pagamosa 62.53 empleados que se encuentranen un rango salarial deprimente, incalificable. Y el Ministro de Administración Pública ha tratado de justificar el desaguisado del Senado con un galimatías sin parangón.

Es la cosificación de todo elentramadoinstitucional que descansa en una estructura del Estado Dominicano ineficiente, ineficaz y que propicia la inequidad y la generaciónde una casta burocrática, que hace posiblela hegemonía de dominación, calcinando en el fuego calientea la sociedad. ¡Un Estadomuy costoso!

Cándido Mercedes

 

Sociólogo

Sobre mí

Maestría en Alta Gerencia, Especialista en Gestión del Talento Humano, Sociología  Organizacional y Desarrollo Organizacional y Gerencia Social, se desempeña como Consultor  e Instructor Gerencial. Catedrático de las Maestrías de Alta  Gerencia y Gerencia Financiera, del INTEC, Coordinador  de las  Maestrías  en Administración y Recursos Humanos, de la UCE, fue Consultor del PNUD.